lunes, agosto 06, 2007

El fin de semana pasado, en la ciudad de Chihuahua, tuve la oportunidad de asistir a un partido de exhibición de una selección de amigos de Eduardo Nájera, con el propósito de apoyar las actividades de la Fundación que lleva su nombre.

La compañía para la que trabajo, fué patrocinador oficial del evento, por lo que pude tener acceso a las zonas y eventos exclusivos con los jugadores y porristas donde sólo participamos los patrocinadores, personalidades del gobierno y amigos cercanos del basketbolista chihuahuense.

Me tocó, por ejemplo, compartir el autobús con los jugadores en camino al auditorio. Un asiento adelante del mío, iba Nájera con un jóven que presentó a sus compañeros como su "best friend".

La verdad es que la primera impresión que me traje de los jugadores fué magnífica. Siempre con un excelente sentido del humor, muy accesibles para atender a los fanáticos que los invadían para pedirles una firma o una foto... particularmente de Nájera, puedo decir que es un tipo súper atento con la gente y que, por lo que escuché que hablaba con su amigo, se oye como un tipo que no ha perdido el piso y sigue actuando y hablando como cualquier jóven de 31 años...

En la duela, sobran los adjetivos superlativos que pueda escribir. Quien haya estado en un juego de NBA, podrá coincidir conmigo que es un espectáculo único en el mundo.

Con la única intención de documentar mi participación en el evento y traer evidencia que las porristas de los Nuggets de Denver habían usado una camiseta de la marca que represento, me tomé esta foto:

Así de cerca estuve de la duela... viviendo de cerca cada detalle que ocurría en la cancha...


Me tocó estar justo detrás de las barrera donde se anunciaron los patrocinadores y estoy seguro de que no había mejor lugar para ver el partido que la silla donde estaba yo.




Al final del encuentro, en una cena privada, pude acercarme a Nájera, para hacerle las preguntas que me había propuesto, fueran interesantes, pero él me ganó con la primer pregunta:

EN: "¿Qué te pareció el espectáculo?"
AB: "Fantástico... increíble... Aunque la verdad no se sintió la misma presión que transmiten los jugadores cuando ves un partido de liga..."
EN: (sonriendo) "Sí, es verdad, lo que pasa es que hoy jugamos para divertirnos, y creo que se notó en el espectáculo que dimos... además, eso es lo que le gusta a la gente..."
AB: "Oye, Eduardo, ¿me puedo tomar una foto contigo y me firmas esta postal?"
EN: "Por supuesto... ¿Alejandro, verdad?"



Esos tipos que juegan al basketbol profesional, hacen en la cancha cosas que podrían parecer sobrehumanas... en eso reside el éxito de estos eventos... vivir esta experiencia, vivirla tan de cerca, fue tan intensa que sin duda permanecerán en mi memoria y a flor de piel por mucho tiempo.
No puedo dejar de agradecer la confianza de haberme pedido que asistiera representando la marca... es sin duda, uno de esos eventos de trabajo que más he disfrutado. Gracias, Jaime, gracias David.
(Por la naturaleza de este blog, la crónica debe expresar mi sentimiento personal... estoy trabajando en la reseña que presentaré como reporte oficial de mi asistencia al evento)

1 comentario:

Esteban dijo...

excelente post Alex. Top 10, definitivamente